No a todos les gusta, pero el reguetón es uno de los ritmos más sexys que existen en la actualidad. La cadencia lenta y los graves vuelven locas a las chicas.